atraer-clientes-potenciales-web

La principal razón por la que tu web falla a la hora de atraer clientes potenciales

atraer-clientes-potenciales

 

Llevo ya muchos años dedicándome al diseño web y también muchas páginas web diseñadas a mis espaldas.

Durante todo este tiempo, siempre he visto una cosa que se suele repetir bastante.

Después del lanzamiento oficial de la página, la mayoría se olvida de que tiene una página web.

No actualizan la información.

No crean contenidos en su blog (los que tienen blog).

En resumen, se olvidan de que una página web es algo vivo.

El resultado de todo esto es que su flamante y nueva página web, no atrae la atención de nadie.

Sencillamente porque la gente no tiene una buena razón para visitarla.

Al final, el propietario de esa web ha invertido su dinero en algo que no utiliza para atraer clientes potenciales, cuando se suponía que la web le iba a ayudar precisamente a ganar más dinero.

Es como si te compras una chaqueta nueva espectacular y la dejas guardada en tu armario porque no encuentras la ocasión perfecta para lucirla.

Es absurdo.

Pues sí. Lo es.

Lo mismo que invertir en una página web y luego olvidarse de ella esperando que por arte de magia te empiecen a llegar los clientes deseosos de comprar tus productos o servicios.

 

La cruda realidad: estás demasiado ocupado con tu negocio

demasiado-ocupado

Créeme, te entiendo perfectamente.

Tienes que llevar tu negocio, atender a tus clientes, preocuparte de los proveedores, las facturas, los impuestos, atender llamadas, emails, etc.

Pero déjame decirte que NO TE PUEDES PERMITIR OLVIDARTE DE TU PÁGINA WEB.

Así, en mayúsculas y en negrita.

Para que no quede duda alguna.

Ten en cuenta que tu web sin contenidos, no sirve de nada.

Realmente no existe ninguna razón ni excusa que me puedas decir para justificar el hecho de tener una página web con contenidos pobres o incluso nulos.

Con eso lo único que haces es tirarte piedras sobre tu propio tejado.

Estarás dando una imagen de dejadez absoluta a los pobres incautos que despistados lleguen a tu página web.

Es más.

Te voy a decir algo que incluso va en contra de mi propio interés (ya sabes que soy diseñador de páginas web).

Si no estás dispuesto a crear contenidos de calidad (o contratar a alguien para que lo haga por ti), a actualizar tu web periódicamente, mantener la información actualizada, invertir y en definitiva crear algo atractivo para tus visitantes. Sinceramente, mejor que no malgastes tu dinero en diseñar una página web para tu negocio.

Así de claro te lo digo.

Durante todos los años que llevo trabajando no son pocas las páginas web que creado y que pasados los años siguen igual que el primer día.

Da igual que incluso la empresa haya cambiado de dirección, de teléfono o los productos y servicios que ofrecen ya no sean los mismos.

Su web no refleja esa información.

Son webs zombies.

No se si existe por ahí alguna (equivocada) creencia que asegure que una vez que alguien tiene una página web, va a empezar a tener clientes.

Hoy en día una web no es un punto diferenciador o algo moderno.

Hoy en día una web es algo que se presupone que debes tener si eres dueño de un negocio (da igual si el negocio eres tu mismo o si tienes delegaciones por todo el país).

Pero una página web que falla miserablemente en ofrecer la información que sus clientes potenciales buscan y necesitan, es algo que a la larga juega en tu contra.

Así que si esa es tu mentalidad, te repito que mejor inviertas tu dinero en otra cosa.

Yo soy diseñador y me gano la vida diseñando páginas web para autónomos, emprendedores y empresas que quieren una herramienta que les sirva para atraer clientes potenciales.

Pero desde este preciso momento, te digo que si piensas que solo con tener una página web vas a lograr resultados, mejor ni te plantees contratar mis servicios.

Porque tarde o temprano te vas a sentir mal.

Te vas a sentir mal si pensabas que esto iba de crear una web y poner cosas como que “más de 10 años de experiencia”, o “empresa puntera en el sector”, “nuestra profesionalidad nos avala”, etc.

Todo eso son palabras y frases vacías, que no aportan nada a los visitantes.

Piénsalo.

La gente no busca eso.

La gente busca soluciones a sus problemas.

Y normalmente la forma de ayudar a tus clientes potenciales a solucionar sus problemas desde tu página web es con contenidos de calidad que te ayuden a posicionarte como un experto y alguien que sabe de lo que habla.

 

La clave está en crear los contenidos antes de contratar al diseñador

escribir-contenidos

Esto es algo que siempre se repite.

Se pone en contacto conmigo un posible cliente.

Hablamos sobre lo que necesita y llegamos a un acuerdo.

Me encarga diseñarle su nueva página web.

Pero no tiene ningún contenido.

¡Es que por no tener no tiene ni fotos que darme!

Mmmmm.

Vamos a ver.

Yo puedo hacer una página web espectacular.

Pero la esencia, el alma y lo que realmente va enganchar al visitante son los contenidos.

Incluso puedo ayudarte con el copywriting y crear unos contenidos diseñados para ayudarte a vender.

Pero seamos realistas, necesito algo de tu parte.

Yo no conozco tu historia.

No conozco tus servicios o tus productos.

No conozco las razones que te llevaron a crear tu empresa.

No conozco a tus clientes.

Creo que lo pillas ¿verdad?

Te puedo asegurar que si yo tardo de media 1 mes en terminar el diseño de una página web, podría tardar la mitad o menos si tuviera los contenidos preparados por parte del cliente antes de empezar.

He tenido casos en los que la entrega de la web se ha alargado hasta 1 año porque el cliente no tenía los contenidos.

Nunca tenía tiempo de sentarse a prepararlo y algo que podía estar listo en un mes, tardaba un año.

Los beneficios de tener todos los contenidos preparados antes de contratar a un diseñador son varios:

  • El diseñador creará tu página web teniendo en cuenta tus contenidos y por lo tanto seguro que el resultado será mucho mejor.
  • Tu página web estará lista para ser publicada inmediatamente después de que el diseñador termine su trabajo.
  • Tendrás tiempo de preparar tus contenidos con tranquilidad, sin sentir la presión del diseñador y eso repercutirá en que tus contenidos serán de mejor calidad.
  • Si lo tienes todo preparado, no tendrás que ir detrás del diseñador y tu también ahorrarás tiempo.

 

Cómo crear los contenidos para tu página web

contenidos-web

Hay que tener presente que cada sección de tu página web necesita un tipo de texto diferente. En muchos casos también será interesante incluir alguna imagen o incluso vídeos.

A estas alturas del artículo creo que ya te habrá quedado claro que crear los contenidos es tu responsabilidad a menos que llegues a un acuerdo con el diseñador para que sea él mismo el que se encargue de crear esos contenidos.

Y eso es algo que no todos los diseñadores hacen.

Tenlo en cuenta.

Yo te puedo decir que personalmente también ofrezco servicios de copywriting para los clientes que me lo soliciten.

Pero necesito tener una base con la que trabajar.

Necesito información interesante, actual y real sobre ti o sobre tu negocio.

Para que tengas claro que es lo que necesitas plasmar en tu página web, te dejo aquí una pequeña lista:

  • Información para las diferentes secciones (acerca de, contacto, preguntas frecuentes, etc).
  • Información sobre tus productos o servicios (descripciones, detalles, etc.)
  • Contenidos para el blog (artículos, vídeos, etc.).
  • Textos pequeños (llamadas a la acción, etc.)

Veamos con un poco más de detalle todo esto:

 

Páginas con información general

paginas-web

Está claro que cada empresa y negocio es diferente, pero por muy única que creas que es tu empresa, en internet existen unas prácticas habituales que llevan décadas ahí fuera.

Y esto no es porque la gente sea perezosa y no quieran hacer cosas nuevas o diferentes.

Sencillamente son cosas que funcionan.

La gente que navega por internet y busca información, ya tiene un hábito, una costumbre y una idea (aunque sea de forma subconsciente) de lo que espera encontrar en una página web. Por lo que si tu página web no tiene esas cosas o ese estilo de navegación, lo más posible es que se vayan a la competencia.

Además, ten en cuenta que siempre tienes que redactar los textos de tu web teniendo en mente a tu cliente ideal, que es en realidad para quien has diseñado tu web.

Recuerda, tu web no la haces para ti, la haces para tus clientes potenciales.

Estás son las principales páginas o secciones que debería tener tu página web.

 

Página de Inicio

La mayoría de veces (aunque no siempre) la primera página que ven tus visitantes en la página de inicio.

El principal objetivo de la página de inicio es ayudar a los visitantes a identificar si tu página les puede resultar de ayuda o no.

Si tus visitantes ya te conocen de algún otro sitio (redes sociales, materiales impresos, tarjetas, networking, etc.), tu página web tiene que ser coherente que lo que ellos ya hayan visto anteriormente, para que nada más entrar en tu web tengan una sensación que les resulte familiar.

Para lograr eso, el diseño tiene un peso importante en todo. Por ejemplo, muchas veces hay empresas que te entregan una tarjeta de visita y tu luego al entrar en la web ves que no tienen ni el mismo estilo gráfico o ni siquiera el mismo logo.

Además en tu página de inicio tienes que ser capaz de transmitir de una forma rápida lo que haces, a lo que te dedicas o los problemas que ayudas a resolver.

 

Página de Acerca de

Esta página es una de las más visitadas en una web.

Y también una de las más olvidadas.

Por regla general, si un visitante está mínimamente interesado, va a querer conocer un poco más sobre ti o sobre tu negocio.

Es aquí donde posiblemente te van a evaluar y van a determinar si eres ese profesional que están buscando o si tu empresa proyecta la confianza necesaria.

Si eres un emprendedor o autónomo que trabaja solo, es buena idea que incluyas una pequeña biografía donde la gente pueda conocerte un poco mejor.

En cambio, si tienes una empresa que cuenta con empleados, lo mejor es explicar la historia de cómo se creó la empresa, etc.

Es importante siempre añadir una foto tuya y si puede ser también de tu equipo o empleados. Eso generará una sensación de confianza en el visitante y es algo tan sencillo que no entiendo cómo la mayoría de páginas web no lo hacen.

Recuerda que tu página web la van a visitar personas.

Personas a las que les gusta saber que hay otras personas detrás de una página web.

Eso genera confianza y la confianza es algo indispensable en internet.

 

Página de Contacto

En la página de contacto deberías incluir los medios de contacto que tienes a disposición de los visitantes.

Es importante añadir información como el número de teléfono, email, dirección y mapa, horario de apertura o atención al público, etc.

Si tu empresa cuenta con diferentes departamentos, es también interesante incluir la información de contacto

directo con esos departamentos.

Por último, una página de contacto siempre debe tener un formulario de contacto donde el visitante pueda dejar su nombre, email y un mensaje.

Puedes solicitar más información, pero ten en cuenta que cuanta más información pidas, aumentan las posibilidades de que la gente no rellene el formulario.

 

Página de Preguntas Frecuentes

Esta página, también conocida como FAQ (Frequently Asked Questions) es una de las más infravaloradas.

Seguro que tus clientes potenciales o las personas que se interesan en tu negocio siempre te hacen las mismas preguntas. O por lo menos hay unas preguntas que se repiten con mayor frecuencia.

En esta página es donde tienes que colgar esas preguntas con sus correspondientes respuestas.

Es una forma de reducir el número de llamadas, emails o preguntas que te hacen relativas a los mismos temas.

Si te adelantas y ya ofreces la información y respuestas que tus clientes pueden necesitar, estarás ofreciendo un mejor servicio incluso antes de que se conviertan en tus clientes.

 

Página de Política de Privacidad

Esta es la típica página que nadie lee, pero que estás obligado a tener.

Da igual el país en el que te encuentres, cada vez más todos son más estrictos respecto a este tema.

En esta página tienes que poner información legal sobre quién está detrás de la web, información sobre cookies, etc.

En definitiva es una parrafada legal que te recomiendo que encargues a un abogado.

No te la juegues con temas legales. Aquí más vale prevenir.

 

Páginas sobre productos o servicios

productos-servicios

 

Dependiendo de que ofrezcas productos o servicios, tendrás que crear diferentes páginas o secciones dedicadas a explicar cada uno de esos productos o servicios con detalle.

Algunos negocios o emprendedores también suelen incluir alguna galería de imágenes, un portafolio de trabajos realizados, casos de estudio o un formulario para solicitar un encargo de trabajo.

 

Página Principal de Productos

Si vendes productos, esta es la página más importante y la que más te interesa que vean tus visitantes.

Para una tienda online, la página de inicio podría ser también la página de productos.

Si en cambio tienes una tienda online pequeñita con pocos productos, es mejor separar la página de productos de la página de inicio.

Si tienes pocos productos los puedes mostrar todos en la misma página, pero si tienes bastantes productos disponibles, te recomiendo que los organices por categorías.

 

Página de Ficha del producto

Antes de comprarte un producto, los visitantes tendrán que conocer todos los detalles del mismo.

Aquí es donde explicas las características y beneficios del producto.

Aquí es donde pones las fotos o vídeos del producto, los comentarios de los clientes, etc.

En definitiva es donde tiene que ir toda la información del producto y algo muy importante: el botón de compra.

Evidentemente, tendrías que tener una página de ficha de producto por cada producto que vendas.

 

Página de Servicios

Si lo que vendes son servicios, está será la páginamás importante y la que más te interesa que vean tus visitantes.

Puedes (y debes) anunciar tus servicios más importantes en tu página de inicio, pero es aquí donde tendrás que explayarte y explicar al detalle en que consisten y cómo puedes ayudar a tus clientes potenciales si te contratan.

 

Página de Cada Servicio

Al igual que sucedia con los productos, aquí también tendrás que crear una página independiente para cada servicio que ofrezcas donde explicarás al dedillo cada servicio que ofreces.

Yo te recomiendo siempre que tengas una página separada e independiente para cada servicio.

Por un lado puedes explicarte mejor y por otro lado tus visitantes no confundirán o mezclarán servicios al verlos ya separados en diferentes páginas.

 

Página de Portafolio

Todas las empresas o profesionales que ofrezcan servicios que puedan ser fotografiados deberían tener un portafolio.

Es la típica página donde por ejemplo los diseñadores muestran ejemplos de sus diseños.

Lo habitual es mostrar en imágenes los resultados de esos servicios que se ofrecen para que así el cliente potencial se pueda hacer una idea de lo que puede obtener si contrata los servicios.

 

Página de Casos de Estudio

Si ofreces servicios algo más complejos que pueden causar realmente un impacto en tus clientes, nunca está de más tener una página donde expliques casos de estudio de otros clientes que han contratado tus servicios en el pasado y que han logrado mejorar o solucionar sus problemas gracias a tu ayuda.

Esto funciona muy bien en sectores como por ejemplo el coaching, servicios financieros, fitness, etc. donde se puede hacer un seguimiento y poder documentar un proceso del antes y el después.

 

Páginas sobre contenidos de valor para tus visitantes

contenido-valor

Si quieres realizar una estrategia de marketing de contenidos (y yo te lo recomiendo encarecidamente), lo que tienes que hacer es publicar contenidos de forma regular.

Ya sea en formato texto, en video o audio, es importante que esas activo en este aspecto, ya que en la mayoría de los casos, los clientes potenciales te van a llegar atraídos por estos contenidos gratuitos.

 

Página del blog

No todas las páginas web tienen porque tener un blog, aunque si te digo la verdad, hoy en día un blog se ha convertido en algo casi imprescindible.

Yo aquí soy tajante, si no piensas escribir y publicar regularmente, mejor no lo tengas. Lo único que lograrás es proyectar una imagen de dejadez si un visitante entra y el último artículo publicado tiene fecha del año pasado.

Es importante que incorpores el trabajo de escribir dentro de tu agenda y de tu rutina de trabajo.

Lo ideal es que publiques una vez a la semana un artículo que interese y solucione algún problema de tu cliente ideal.

Puedes aumentar la frecuencia de publicación a varios artículos a la semana o reducirla a uno al mes.

La recomendación general es que cuanto más publiques más posibilidades tienes de atraer más tráfico. Aunque yo también tengo que decir que si publicas mucho, pero artículos muy cortos y que no sean realmente interesantes, tampoco te va a servir de mucho.

En ese caso, mejor menos artículos pero de mayor calidad.

 

En resumen

Lo que me gustaría que sacaras en claro de este articulo que tu página web es algo vivo.

No te puedes olvidar de ella una vez que el diseñador termina el trabajo de diseño.

Al contrario, es ahí cuando realmente empieza tu trabajo si quieres lograr atraer clientes a tu página web.

Yo se que el día a día de llevar un negocio es muy absorbente y muchas veces no se tiene tiempo para dedicarlo a la página web.

No hace falta que me lo cuentes, porque a mi también me pasa.

Si tu no puedes encargarte de la creación de contenidos, mi recomendación es que busques a algún profesional que pueda hacerlo por ti.

Otra cosa que quiero dejar clara, es que si quieres resultados tendrás que invertir en tu página web.

No solo invertir en el diseño web, sino como te digo, a lo mejor tendrás que invertir en la creación de contenidos, o puede que necesites invertir en alguien que monte campañas publicitarias en Facebook para llevar visitas a tu web.

Y si no inviertes en profesionales para que hagan ese trabajo, tendrás que invertir en ti mismo para aprender cómo puedes hacerlo por tu cuenta.

Lo que está claro es que si te olvidas de tu web y la abandonas a su suerte, no vas a tener resultados.

La principal razón por la que tu web falla a la hora de atraer clientes potenciales
4.9 (97.5%) 8 votos

2 comentarios en “La principal razón por la que tu web falla a la hora de atraer clientes potenciales

  1. Excelente artículo sobre la importancia que tiene la implicación del cliente en el éxito de una página web. Me han gustado mucho esas frases del tipo “No conozco tus servicios o tus productos”. Es vital que los profesionales implicados en un proyecto web ahonden en la empresa/cliente y lleguen a conocerla sintiéndola como propia. Pero más importante es que quien contrata servicios de esta índole le de valor a esa historia, ese bagaje profesional y ese conocimiento sectorial que lo convierten en algo único y relevante para los usuarios de Internet. Existen sitios web que funcionan gracias a infinidad de productos y precios super bajos pero no todos pueden optar por ese camino online, entonces la alternativa tiende a tender puentes con el cliente digital a través de la confianza en una información veraz y útil. Lo dicho José Cabello, EXCELENTE entrada que me hubiese gustado escribir a mi.

    • Hola José Miguel! Muchas gracias por tu comentario. Como tu dices, es vital implicarse y obtener información de la empresa, pero en muchas ocasiones es muy difícil, precisamente porque existe mucho desconocimiento sobre lo que realmente es e implica tener una página web.
      Esa es la razón por la cual escribo artículos como este, para que llegue al mayor número posible de personas y sepan realmente lo que es y lo que no es tener una página web.
      Un abrazo!

Deja un comentario

 

Leer entrada anterior
social-listening-small
Qué es Social Listening y cómo usarlo en tu estrategia de Marketing Digital

Potencia tus contenidos web con la ayuda del mejor aliado: tu audiencia. La audiencia conoce la marca, conoce la oferta...

Cerrar